lunes, 31 de agosto de 2015

Nebulizaciones(II): volumen inicial y tiempo

Voy a seguir hablando sobre nebulizaciones.


 Cuando hablamos de nebulizador nos referimos  a  un dispositivo capaz de transformar una solución líquida en un aerosol de partículas suspendidas en un gas.
 Los tipos de  nebulizadores son: 

- Neumáticos o tipo Yet, que es el que habitualmente utilizamos  
- Ultrasónicos 
- De malla

Os aconsejo leer la anterior entrada (Falsos mitos sobre nebulizaciones) donde explico la parte más técnica de las nebulizaciones.            
http://enfermeraneumoneando.blogspot.com.es/2015/05/falsos-mitos-sobre-nebulizacionesmito-1.html

Vamos a detenernos en los nebulizadores jet. Se componen de:
- una cámara de nebulización, donde se introduce el liquido para nebulizar

-  un capilar que hará que el liquido se ponga en contacto con el gas(aire u oxígeno) produciendo el aerosol, 
- un reflector que hará que las gotas mayores vuelvan al reservorio y las pequeñas sean inhaladas 
- una fuente de energía, que genere un flujo de gas y así producir el aerosol. Puede ser aportado  por un compresor eléctrico o por una fuente de gas comprimido (aire u oxigeno). El compresor es un aparato eléctrico con un motor que succiona el aire ambiente, lo comprime, lo hace pasar a través de un filtro y, posteriormente, lo conduce a la cámara de nebulización.
Es frecuente confundir compresor con nebulizador pero como hemos visto el compresor solo es un generador de energía  mientras que el nebulizador es lo que produce el aerosol.
En otra entrada hablaré de cuando utilizar como fuente compresor u oxígeno.

Hoy vamos a centrarnos en el volumen de la solución y el tiempo de nebulización de estos nebulizadores. Con respecto al volumen podemos decir que generalmente(aunque siempre es conveniente ver las características del nebulizador que manejamos en nuestros ámbito de trabajo) los nebulizadores convencionales para funcionar de forma óptima  necesitan un volumen inicial que oscila entre 2 a 5 ml, siendo lo más frecuente entre 4 - 5 ml .Este volumen es el total, por eso si el volumen del medicamento a administrar es inferior es aconsejable añadir suero fisiológico para conseguir así soluciones isotónicas , ya que la inhalación de soluciones hiper o hipotónicas puede producir broncoespasmo en los enfermos con hiperreactividad bronquial. Si el paciente no lo tolera puede utilizarse también agua destilada o una mezcla de agua destilada y suero fisiológico. Todos los nebulizadores tienen un volumen residual, esto es una cantidad de solución que permanece en la cámara o sistemas cuando termina la nebulización. Este volumen residual suele oscilar entre 0,5 y 1 ml. Así pues,  si ponemos poco volumen, el tiempo de nebulización será menor y la concentración mayor, pero proporcionalmente habrá más cantidad de líquido que será residual, no nebulizándose. Por ejemplo, si ponemos una nebulización con 2 ml y el nebulizador tiene un volumen residual de 1 ml sucedera que la mitad del medicamento se quedará en ese volumen residual no siendo administrado al paciente. por eso es necesario un volumen de 4-5 ml iniciales. 

En un nebulizador es posible mezclar varios medicamentos aunque es conveniente verificar su compatibilidad y estabilidad . Por norma general se puede mezclar varios tipos de brocodilatadores (B adrenergicos y anticolinergicos) con corticoides. Los antibióticos no se deben mezclar con otros medicamentos y es conveniente seguir las pautas de dilución que indican en su preparación, estos además suelen necesitar nebulizaciones y sistemas especiales para su administración que veremos en otras entradas. 

Con respecto al tiempo podemos decir que varia en función del nebulizador y compresor utilizados, así como del volumen, flujo y la viscosidad de la solución. Generalmente el tiempo es superior en la administración de antibióticos que en broncodilatadores. El tiempo óptimo es cuando la nebulización deje de salir de forma uniforme y constante ,siempre que el nebulizador este conectado de forma correcta, es decir vertical. Es muy importante que el paciente este situado en posición Fowler para garantizar el correcto funcionamiento de nebulizador, ya que para que el capilar de nebulizador pueda coger el liquido este debe estar en vertical . Normalmente un nebulización con unos 4 ml de suero y broncodilatadores a un flujo de 8 ml suele tardar unos 8 a 10 minutos.Seguro que habéis oído mas de una vez eso de: "dejalo hasta que termine de salir", pues bien en resumen de todo lo que hemos estado hablando hoy podemos decir que todo nebulizador tiene un volumen residual y que pasado el tiempo optimo de nebulización (cuando sale una aerosol de forma constante y uniforme) no aporta ningún efecto beneficioso sobre el organismo.
Aún queda mucho que contar de nebulizaciones pero por hoy lo dejamos aquí. 


2 comentarios:

  1. en dispositivo que tiene apertura parte superior del contenedor de la solución a administrar para la salida de O2), ha de estar abierto o cerrado... muchas compañeras la dejan abiertas y otras cerradas pero no he encontrado reseña bibliográfica respecto a esto...Gracias...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, perdona la tardanza en responder. Estaba de vacaciones!
      Creo que te refieres a una ruleta en la parte superior de algunas mascarillas, en concreto de la marca Oxinova, ¿Puede ser? Si es esa puedo decirte que en la hoja que acompaña la mascarillas indica que si está abierta la pestaña conseguimos acortar el tiempo de nebulización (a el mismo flujo administrado, por supuesto), Por ejemplo, si esta abierto y nebulizamos a 6 litros tardará unos 6 minutos, mientras que si está cerrado tardará aproximadamente 10 minutos. Esto nos viene bien para una nebulización rápida pero se pierde medicación, así que hay que valorar en cada momento. Espero que te haya servido la respuesta. Gracias por tu comentario.

      Eliminar